Facebook Twitter Google +1     Admin

filosofiayderecho



Temas

Archivos

Enlaces


La importancia de la Declaración Universal de los Derechos Humanos

http://www.ai-cat.org/educadors/es/historia/dh-citas.html

"Aunque de momento sea una utopía, el avance conseguido en el cincuenta aniversario de la Declaración Universal de los Derechos Humanos no induce al pesimismo. Pero como dice Havel: la lucha por la libertad del hombre no acaba nunca."
Ernest Udina. La Vanguardia, 14-12-98

"Lo que importa, más allá de las formulaciones de la Declaración, es que constituye un decálogo para cinco mil millones de individuos. Observémosla bajo esta perspectiva: nos daremos cuenta de que --pese a todas las lagunas e insuficiencias-- ha tenido el enorme mérito de constituir uno de los factores de unificación de la humanidad."
Antonio Cassese. Los derechos humanos en el mundo contemporáneo. Ariel. Barcelona, 1991

"Con la Declaración Universal de los Derechos Humanos de 1948, se otorgó a los derechos de los individuos un reconocimiento jurídico internacional. Por primera vez, a los individuos --fuera cual fuese su raza, religión, género, edad o cualquier otra característica-- se les garantizó unos derechos que podían oponer a las leyes estatales injustas o a las costumbres opresivas."
Michael Ignatieff. Los derechos humanos como política e idolatría. Paidós, Barcelona, 2003

"Antes de 1948 sólo los Estados tenían derechos reconocidos internacionalmente. En ese año --una especie de nivel cero-- la Declaración Universal de los Derechos Humanos garantizó estos derechos a los individuos amenazados por Estados o por costumbres opresoras, es decir, por las comunidades."
Thomas W. Laqueur. La imaginación moral y los derechos humanos (dentro de "Los derechos humanos como política e idolatría". Paidós, Barcelona, 2003)

¿Una Declaración revisable?
"...(la DUDH) como Pacto que es, es fruto del diálogo, la cesión y el compromiso. Es, por tanto, además, modificable. Tal vez dentro de unos años estaremos inmersos en un proceso de cambio de alguno de sus enunciados. Tal vez las sociedades nos obliguen a reconsiderar determinados aspectos de su contenido. Tal vez tendremos que añadir algunos artículos (...) Su universalidad, interculturalidad y atemporalidad son discutibles. No están en absoluto garantizadas. Es más: es posible que su revisión permanente sea la mejor garantía de su continuidad (...) Las condiciones del Pacto son mutables, es cierto, pero no su necesidad."
Miquel Osset, Los fundamentos de los derechos humanos desde la filosofía y el derecho. EDAI, 1998.

"Los derechos no son algo que exista ya en la naturaleza y que nosotros nos limitemos a descubrir, como los cromosomas o los continentes. Los derechos los creamos nosotros mediante nuestras convenciones. Por tanto la pregunta relevante no es "¿qué derechos tiene tal criatura?", sino "¿qué derechos queremos que tenga?"
Jesús Mosterin, profesor del CSIC. El País, 29-8-99

"La Declaración Universal de los Derechos Humanos es un gran documento, pero no inmejorable. Pero es acertado no tocarlo, y en cambio irlo completando con convenciones o pactos. Hay que mejorar las garantías del cumplimiento de los derechos humanos y denunciar las violaciones. Sin la declaración, la humanidad estaría mucho más desamparada."
Joan Gomis, presidente de Justícia i Pau. El País, 10-12-98

¿Una declaración de valores occidentales?
"Los prejuicios intelectuales contra los orígenes occidentales del movimiento de los derechos humanos, han seguido dos grandes corrientes. Una fue la crítica soviética que tildaba de “burguesas” las libertades de Occidente; una crítica que se desvaneció con la desaparición de la URSS. La otra es la tendencia reciente a afirmar que el énfasis individualista de los documentos sobre derechos humanos no permite la expresión de los “valores asiáticos”. Pero se trata de un argumento para justificar a los gobiernos autoritarios en su resistencia a reconocer derechos que desean sus poblaciones."
Gabriel Jackson, El País Semanal, diciembre de 1998

"Por otra parte, ya en 1993, en Viena, hubo una conferencia, con todo un impulso de países orientales y africanos que atacaron la declaración muy violentamente porque era un texto de valores occidentales, y dijeron que no se sentían vinculados (...) China, India, Irán... dicen que están en contra de los valores de occidente disimulados tras el principio de universalidad. Y esta queja quizás aumente, por tanto convendría replantearse todo el tema, no para cambiar derechos, sino para profundizar en ellos."
Antonio Marina. La Vanguardia, 4-12-98

"Es preciso revisar su contenido. Hay valores que no han perdido vigencia: los relativos a la dignidad humana, pero otros no son propiamente universales, están afectados por una determinada interpretación cultural (...) Por ejemplo, los que se refieren a la familia, a la nación, el trabajo, el progreso, etc., se tendrían que reconsiderar bajo una visión auténticamente universalista."
Norbert Bilbeny, profesor de Filosofía Moral de la UB. La Vanguardia, 4-12-98

"Estos derechos (están bien como están) no tienen que ser un lujo de Occidente, se tienen que universalizar. Y practicarse. ¿Una declaración occidentalocéntrica? Pues bienvenido sea el occidentalocentrismo."
Miquel Porta Perales. La Vanguardia, 4-12-98

"Que la Declaración no fuese redactada en Birmania y por el pueblo birmano parece una razón insuficiente para rechazarla. Si se tiene que negar la validez de las ideas y creencias fuera de las fronteras geográficas del lugar de donde proceden, el budismo quedaría confinado al norte de la India, el cristianismo a una estrecha franja del Oriente Medio y el islamismo a Arabia."
Daw Aung San Suu Kyi, opositor birmano en los años 90. Doc. AI: POL 10/01/98/s

"La confección de la Declaración Universal de los Derechos Humanos implicó a personas vinculadas a tradiciones culturales de América del Norte y del Sur, Europa, Asia y África, y tradiciones religiosas como el islam, el judaísmo, el cristianismo occidental y ortodoxo, el hinduismo y otras. Desde los tiempos de la redacción de los primeros documentos, las pruebas a favor de la idea de que muchas culturas pueden coincidir en la defensa de los derechos humanos no han hecho más que aumentar."
Amy Gutmann (introducción a Los derechos humanos como política e idolatría. Paidós, Barcelona, 2003)

"Destacar los orígenes europeos de los derechos no implica respaldar el imperialismo cultural occidental. La prioridad histórica no confiere una superioridad moral. Como señala Jack Donnelly, la función histórica de la Declaración Universal no fue la de universalizar los valores europeos sino, en realidad, poner a algunos de ellos --el racismo, el sexismo y el antisemitismo, por ejemplo-- bajo una prohibición perpetua."
Michael Ignatieff. Los derechos humanos como política e idolatría. Paidós, Barcelona, 2003

Derechos para todos
"La gran revolución política del siglo XXI será, sin ninguna duda, el proyecto de extender de forma efectiva los derechos humanos a todas las personas (...) algo se ha hecho, queda mucho todavía por hacer. Pero si fracasamos, lo que nos espera no es una civilización diferente, sino una barbarie tecnificada, consumista, reforzada por la nefasta superstición que los humanos tenemos que dedicarnos a cultivar nuestras diferencias insolubles y no a proteger institucionalmente nuestra humanidad común."
Fernando Savater, El País Semanal, diciembre de 1998

"El último informe del Programa de Naciones Unidas para el Desarrollo dice que de los 4.400 millones de habitantes del planeta que viven en los países pobres, tres quintas partes no disponen de condiciones higiénicas básicas, la cuarta parte no tiene una vivienda digna y 2.000 millones de personas sufren anemia. (...) mientras que 4.400 millones de personas quieren saber si poder vivir dignamente es un derecho que tiene que garantizar la comunidad internacional o una oportunidad de mercado."
Mariano Aguirre, El País Semanal, diciembre de 1998. Director del Centro de Investigaciones para la Paz

"La pobreza es por ella misma una violación de numerosos derechos humanos básicos."
Mary Robinson, alta comisionada de la ONU para los derechos humanos. El País Semanal, diciembre de 1998


Derechos y deberes
"De todas formas, hoy tenemos que hablar sobretodo de obligaciones humanas, porque nuestro mundo no puede continuar tal como funciona (...) En una familia todos sabemos que además de derechos también tenemos obligaciones, por tanto no es algo complicado de entender."
Jostein Gardner, La Vanguardia, 4-12-98

"El título se tendría que substituir per Declaración Universal de Derechos y Responsabilidades de la Persona."
Adela Cortina, catedrática de ética de la Univ. de Valencia.

"Mi madre, que era ignorante pero tenía un gran sentido común, me enseño que para asegurar los derechos es necesario un acuerdo previo sobre los deberes."
Gandhi, en una carta dirigida en 1947 a la ONU

Derechos y religiones
"(...) Un caso extremo lo representa el manifiesto hecho por la república iraniana, que considera que la Declaración Universal de los Derechos Humanos ilustra una concepción laica de la tradición judeocristiana, que no puede ser aplicada por los musulmanes (...) Esta posición, exceptuando los extremistas islámicos, no es compartida en absoluto por todos los musulmanes. Otras corrientes consideran, al contrario, la absoluta compatibilidad entre los derechos del hombre y el Islam."
Maria Àngels Roque, antropóloga. La Vanguardia, 17-1-95
"De todos modos, esta Declaración tiene algunas limitaciones (...) La mayor de todas es no hacer referencia a Dios como autor de los derechos humanos. Esto es debido probablemente a que surgió como una solución de compromiso entre diversas concepciones de la vida."
Miguel Ángel Monge. Derechos humanos y cristianismo. MC, 1987

"Las Declaraciones estadounidenses invocaron el nombre de Dios; la francesa apeló a la Naturaleza y a la Razón. La Declaración de 1945 no ha podido pedir ayuda ni a éstas ni a Aquél. Y mucho se dolieron de ello algunos delegados de la Asamblea General: el del Líbano propuso que se precisara que la familia "está dotada por el Creador" de derechos inalienables; los representantes de Brasil, Países Bajos y Bélgica propugnaron una referencia al origen divino del hombre: pero la URSS se opuso, y el delegado de la India sostuvo denodadamente que la Declaración debía mantenerse ajena a cualquier posición religiosa o filosófica."
Antonio Cassese. Los derechos humanos en el mundo contemporáneo. Ariel, Barcelona, 1991

"Cuando se estaba redactando la Declaración Universal en 1947, la delegación de Arabia Saudí expresó sus objeciones en particular contra el Artículo 16, que hace referencia al libre consentimiento al matrimonio, y el Artículo 18, referido a la libertad religiosa (...) Usando como pretexto su objeción a los Artículos 16 y 18, la delegación saudí se negó a ratificar la Declaración."
Michael Ignatieff. Los derechos humanos como política e idolatría. Paidós, Barcelona, 2003

"El lenguaje evocador de compromisos con un sistema particular de creencias está ausente de la Declaración Universal de los Derechos Humanos, y ello no ocurrió por error: después de todo, los redactores de este instrumento esperaban asegurar un apoyo universal en un mundo radicalmente dividido por la tradición, la religión y, por encima de todo, la ideología."
Diane F. Orentlicher (dentro de "Los derechos humanos como política e idolatría". Paidós, Barcelona, 2003)


Blog creado con Blogia. Esta web utiliza cookies para adaptarse a tus preferencias y analítica web.
Blogia apoya a la Fundación Josep Carreras.

Contrato Coloriuris